¡Qué poco faltó! Turista acaricia a un león y se lleva un susto de muerte

Aunque pasan la mayor parte del tiempo durmiendo, igual que los gatos domésticos, los leones (Panthera leo) alcanzan los 250 kilogramos de peso, superan los 70 km/h de velocidad y podría hacerte algo más que un simple arañazo. Un turista anónimo ha sido trending topic por hacer algo increíblemente estúpido… que casi le cuesta la vida.

El Parque Nacional Serengeti, en Tanzania, es uno de los rincones más bellos y cautivadores del continente africano. Son muchos los viajeros y amantes de la naturaleza que se dejan conquistar por los safaris en el Serengeti, pero no todos tienen el mismo coeficiente intelectual. Si no que lo pregunten al desconocido turista que ha protagonizado el vídeo del año.

Los Jeep y otros vehículos 4×4 ofrecen una gran seguridad a sus ocupantes, especialmente en un entorno como la sabana, donde todo puede pasar. Sin embargo, no fueron diseñados a prueba de tontos. Acariciar a un león puede ser el sueño de niños que vieron demasiadas veces El Rey León (1994), pero sorprende que debiera serlo de un adulto, porque terminó haciéndolo realidad.

La filmación de este momento fue publicada por el youtuber Benite y acumula cerca de 1,5 millones de visualizaciones en el momento actual. En el mismo se puede ver al turista extender el brazo a través de la ventanilla del vehículo y tocar cariñosamente a un león macho, que de acuerdo a las estimaciones de los guardas del parque, debía pesar unos 181 kilogramos y superar los 3 metros de largo. Puedes visionarlo a continuación:

Los últimos segundos del vídeo demuestra cómo, en un abrir y cerrar de ojos, un momento divertido puede convertirse en tragedia. Y es que este anónimo viajero estuvo a punto de convertirse en la cena de este león macho. Para los guardas y monitores del parque, este vídeo viral debería servir como un recordatorio para los visitantes de la peligrosidad de entrar en contacto con la fauna salvaje.

«Tratar de tocar a un león es increíblemente estúpido e ignorante del turista que filmó el avistamiento», afirmaron las autoridades del Parque Nacional Serengeti al diario The Sun. El resultado podría haber sido muy distinto:

«También podría haberse lanzado sobre ellos a través de la ventana abierta y atacarles. Tuvieron suerte de salir con vida. ¡Son animales salvajes!», concluye.

Y es que cualquiera que conozca a los Big Five de África se cuidaría mucho que mantener las distancias con estos animales salvajes, exceptuando el elefante, claro está.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *